Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Por El Grupo Informático |

El mundo del hosting puede resultar complejo y caro, sobre todo cuando no tenemos claras nuestras necesidades... algo frecuente en el cambiante mundo de Internet. Desde Clouding.io proponen su cloud VPS ubicado en España, que hemos podido probar. Los VPS ofrecen mayor flexibilidad ante la carga de trabajo que una máquina dedicada, y pagando solo por lo que usemos.

Nosotros hemos echado un vistazo a Clouding.io para conocerlo mejor, pues resulta cómodo para quien necesite un servidor escalable situado en España. Los llamados VPS (servidores privados virtuales) permiten aumentar o reducir sus especificaciones para adaptarse al tráfico en cada momento, sin pagar por lo que no utilizamos.

Gracias a sus tarifas por horas, Clouding.io no solo sirve para hospedar páginas web, blogs o tiendas online, sino que puede convertirse en base para los innumerables servicios que funcionan en la nube actualmente. Un cloud VPS es sencillo de administrar, pero con muchas opciones, así que vamos a profundizar en él.

Instalación intuitiva y con muchas opciones

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Crear un nuevo servidor con Clouding.io es sencillo. Podremos partir de tres distribuciones de Linux (CentOS, Debian o Ubuntu) en diferentes versiones, o bien de Windows, ya sea Windows 10 o las ediciones datacenter.

Otros usuarios preferirán los paneles de control (Plesk 12, Plesk Onyx y VestaCP), que automatizan la instalación, administración y gestión de los contenidos, y se adaptan a muchos tipos de webs. Controlarán desde las bases de datos hasta el correo asociado, y disponen de extensiones para gestores de contenido como WordPress o Drupal.

Quien recurra a Clouding.io para montar una tienda online encontrará imagenes preinstaladas de Magento y Prestashop, soluciones de ecommerce que facilitan llevar la tienda sin necesidad de grandes conocimientos técnicos.

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Una vez seleccionado el software, toca escoger el hardware con el que crear nuestro cloud VPS, aunque lo podremos modificar en cualquier momento. Tenemos estas opciones:

  1. Núcleos: decidiremos el número de vCores del procesador, desde 1 a hasta 16, que se basan en chips Intel Xeon.
  2. RAM: desde 1 GB hasta 32 GB disponibles, incluso con la opción de crear cachés de RAM para cuando necesitemos un rendimiento extremo y los SSD no nos lleguen.
  3. SSD: los discos mecánicos tradicionales ya no forman parte de Clouding.io, en su lugar disponemos de rápidos SSD, desde 25 GB hasta 1.900 GB de espacio.

Aparte de estas posibilidades que nos muestra el configurador, podemos llevar más allá el servidor, contactando con Clouding.io si necesitamos más recursos en nuestro VPS.

Seguridad y fiabilidad

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Un tema clave en cualquier plataforma cloud es la disponibilidad, y Clouding.io ofrece triple réplica de los servidores. De esta forma, se enciende una nueva al instante si el disco o el equipo del VPS fallan.

A nivel de red, Clouding.io cuenta con 20 Gbps, basada en tecnología Cisco, siempre desde su centro de datos en España. Dispone de protección de red y Hosting DNS sin coste adicional. Se trata de un datacenter tier IV, es decir, con la clasificación más alta de disponibilidad.

Que un VPS no sufra caídas resulta básico, pero también importa la seguridad frente a la pérdida de información. Por ello Clouding.io permite decidir el número de copias de seguridad realizadas y su frecuencia. Solo pagaremos por los backups reales que guardemos, e incluso los podemos desactivar, algo útil en los servidores de prueba.

Asimismo son valiosos los "snapshots", que capturan un momento concreto del estado del VPS. De esta forma, si surge un problema de software, ya sea por un error inesperado o un cambio de configuración inadecuado, podemos volver al estado de ese snapshot en cuestión de segundos.

Precios adaptables

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Clouding.io funciona con un interesante sistema de prepago, en el que se descuenta el uso del saldo disponible. Debemos aclarar, antes de entrar en el tema a fondo, que es posible configurar la recarga automática, que resulta más cómoda y evita que nos quedemos sin saldo por un despiste.

De esta manera, nuestro servidor tendrá un coste por hora, dependiendo de sus características concretas. Claro que, al realizar la configuración, también nos indicarán el precio mensual, por si lo mantenemos sin cambios durante un tiempo.

Entre las formas de pago se incluyen la tarjeta bancaria, PayPal y hasta la posibilidad de pasar las recargas en una cuenta bancaria de España u otro país. Por defecto se aplica el 21% de IVA, como es lógico, pero los clientes que acrediten pertenecer a otro lugar no deben pagar el impuesto.

La flexibilidad es un factor ventajoso frente a un servidor dedicado. Si recibimos un pico de tráfico, aumentaremos las capacidades del cloud VPS solo durante ese tiempo, lo que es un ahorro importante respecto a pagar por un servidor de potencia fija, que no aprovechamos de forma continua. También resulta adecuado para los proyectos que van creciendo y, poco a poco, aumentan su volumen de usuarios.

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Datacenter y soporte en España

Clouding.io tiene sus instalaciones en Barcelona, tanto la oficina como el centro de datos. Al mantenerse la información dentro de España, nos relajaremos de ese aspecto de la ley de protección de datos. El soporte de Clouding.io es gestionado por la propia empresa, sin subcontratas, y disponible por email o teléfono gratuito todos los días, durante las 24 horas.

Tampoco faltan los foros, preguntas frecuentes y el blog de Clouding.com, pero lo destacado son los Cloud Pros. Estos técnicos proporcionan un servicio más allá del soporte de un hosting, y solucionan los problemas propios de los clientes con su uso del VPS. La asistencia cuesta 24 euros por cada fracción de media hora, y se presupuesta antes de realizarla, con el fin de evitar sorpresas.

Imagen - Clouding.io, probamos el cloud VPS español

Tras probar Clouding.io comprobamos que ofrece una experiencia intuitiva, es flexible y su personal se preocupa por la calidad. Un cloud VPS en España supone mayor tranquilidad a nivel de protección de datos y calidad del soporte, además de estar más cerca de los usuarios.

El mundo del hosting cuenta con muchísimas alternativas, pero los servidores tradicionales, ya sean compartidos o dedicados, muchas veces no son adecuados. Clouding.io representa una buena opción si nos interesa un VPS porque deseamos adaptar sus prestaciones a las necesidades de tráfico que tengamos en cada momento.

Web: Clouding.io

Comentarios

Deja tu opinión o comentario. También puedes preguntar cualquier duda en el foro.