Cuidado en Facebook si recibes una segunda solicitud de amistad de un contacto

Por Jonay Estévez |

Facebook suele ser blanco fácil para estafas y ya las hemos visto en más de una ocasión. Pero esta vez es algo distinto y en lo que puede caer la mayoría de los usuarios, por lo que debes tener cuidado en Facebook si recibes una segunda solicitud de amistad de un contacto.

Por tanto, si ya eres amigo de alguien y recibes una nueva solicitud de hacerse amigo/a suyo/a simplemente recházala puesto que es posible que se trata de una persona distinta para pedirte una serie de cosas.

Cuidado con las ofertas de gafas Ray-Ban en Facebook

Roba fotos y pide dinero

Este nuevo contacto, que se supone que te conoce, ha robado fotos para ponérselas de perfil y hacerse pasar por un posible conocido tuyo para que le aceptes la amistad. Si finalmente aceptas, es posible con que te encuentres con comportamientos extraños.

En un primer momento el "nuevo amigo falso" te empezará a pedir dinero por alguna causa de emergencia, por lo que ya habrás caído en la trampa y te habrá estafado, ya que en realidad ese dinero lo habrás perdido y no sabrás que fin real tendrá.

Imagen - Cuidado en Facebook si recibes una segunda solicitud de amistad de un contacto

Como puedes ver, básicamente estos usuarios suplantan la identidad de las personas haciéndose pasar por ellas, robando fotos del perfil e intentando hacerse amigos de la gente para luego engañarlas pidiéndoles dinero.

Como ya comentamos, si ves que algún amigo que ya tenías en tu lista de amistades en Facebook, no lo aceptes a menos que compruebes antes que por alguna circunstancia dejó de ser tu amigo o si es rel, fijándote en información del perfil y demás.

¿Has tenido algún caso similar a lo que te estamos comentando?

Vía: 20minutos

Cuidado: Vuelve la estafa de “¿Quién visita tu perfil de Facebook?”

Comentarios

Deja tu opinión o comentario. También puedes preguntar cualquier duda en el foro.
  • Pacho Pérez Suárez | El 02 Feb 2017, 13:48
    Supongo que esto será parecido a cuando pican en la puerta y te piden 35 millones de euros, ¿no? Generalmente yo no suelo picar...