Review: Samsung Galaxy Z Flip 3, la evolución de los plegables augura un futuro prometedor

Review: Samsung Galaxy Z Flip 3, la evolución de los plegables augura un futuro prometedor

El nuevo Samsung Galaxy Z Flip 3 supone una clara evolución para los móviles plegables de la compañía, en un formato tipo concha muy compacto y estiloso. En esta review veremos que el Galaxy Z Flip 3 es un móvil atractivo por muchas razones, pero cuyo formato plegable también supone renuncias considerables.

El Galaxy Flip Z 3 es el plegable ligero y elegante de la marca, mientras que su hermano el Samsung Galaxy Z Fold 3 apuesta por una enorme pantalla de 7,6 pulgadas, prácticamente una tablet cuando está abierto, y tiene espacio en su interior para un hardware más completo.

¿Qué significa Samsung?

El Galaxy Z Flip 3 parece un pequeño estuche de maquillaje cuando está cerrado, mientras que al abrirse despliega una generosa pantalla principal de 6,7 pulgadas. En el exterior tenemos la pantalla secundaria de 1,9 pulgadas, que crece frente a la anterior generación, y permite ver notificaciones, controlar la música y hasta tomar selfies sin abrir el móvil.

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Asimismo, ganamos resistencia al agua IPX8 (no al polvo) y una bisagra que nos deja fijar la pantalla en cualquier ángulo, junto a una serie de optimizaciones de software para aprovechar el formato del Galaxy Z Flip 3.

Todo ello en un teléfono puntero, con un procesador Qualcomm Snapdragon 888 al mando y pantalla AMOLED con refresco a 120 Hz, cuyo escaso espacio interior lo limita a una batería de apenas 3.300 mAh y a solo dos sensores en la cámara trasera.

El precio de esta tercera generación parte de 1.059 euros, sin duda un teléfono caro, pero que ha recibido una sustancial rebaja frente a los 1.500 euros que costaba el modelo original de principios de 2020.

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Diseño muy premium en un formato único

Nada más el tocar el Galaxy Z Flip 3 percibimos unos acabados sólidos, firmes y muy premium, que dejan claro que Samsung se ha esforzado al máximo en la construcción. La combinación de aluminio en el marco y Gorilla Glass Victus para las carcasas es digna de un precio de 1.000 euros.

Ahora bien, el peso de 183 g en un móvil tan pequeño hace que por momentos se sienta demasiado contundente en la mano, a pesar de no ser una cifra elevada. Por otro lado, los acabados en vidrio lo hacen extremadamente resbaladizo, tal vez más que ningún otro gadget que hayamos probado antes.

Junto al Samsung Galaxy Z Flip 3 solo vienen un cable de carga y el "pincho" para la bandeja SIM, así es muy recomendable comprar una funda protectora que evite accidentes. Aunque Gorilla Glass Victus es la versión más resistente hasta la fecha, no deja de ser vidrio, propenso a las facturas.

Estando cerrado, el Galaxy Z Flip 3 cabe en cualquier bolsillo de pantalón e incluso de camisa gracias a sus dimensiones de 86,4 x 72,2 mm. Eso sí, es casi el doble de grueso que un teléfono estándar con 15,9-17,1 mm (la bisagra no queda plana completamente):

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

La pantalla de 6,7 pulgadas ofrece biseles delgados y una ratio ultrapanorámica de 22:9 que, en ocasiones dificulta llegar la zona superior. Centrado en la pantalla tenemos un orificio para la cámara selfie de 10 MP:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

El lateral derecho alberga los botones de volumen y también el botón de encendido/desbloqueo con lector de huellas (no va bajo la pantalla). Se aprecia un pequeño espacio vacío en la zona de la doblez de la pantalla, así que el terminal es más grueso al acercase a la bisagra:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

En la izquierda está la ranura para la tarjeta SIM, a la que se puede añadir una segunda eSIM digital. Además, se percibe el protector de pantalla preinstalado del Samsung Galaxy Z Flip 3:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Es posible retirar el protector de pantalla sin dañar el Galaxy Z Flip 3, algo que solo tiene sentido si la lámina se ha deteriorado y queremos sustituirla. Samsung recomienda usar el protector oficial que pondrá a la venta y, tratándose de un panel tan especial, probablemente es la mejor alternativa.

El canto inferior alberga un altavoz (el otro está junto al auricular de llamadas), el puerto USB C 3.1 y los correspondientes micrófonos, lógicamente no hay espacio para un jack de auriculares:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

El Samsung Galaxy Z Flip 3 tiene entre sus novedades resistencia IP68 frente al agua, lo que supone hasta 30 minutos de inmersión a 1,5 metros. Aunque se ha reforzado el sellado de la bisagra, no incluye resistencia al polvo, y es mejor no exponerlo demasiado a la suciedad como precaución.

Nosotros recibimos la unidad de review en color Cream (crema), también se vende en las tiendas en Phantom Black (negro), Green (verde) y Lavender (lila). A modo de exclusiva en la web oficial de Samsung están los colores Gray (gris oscuro), White (blanco) y Pink (rosa).

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Samsung Galaxy Z Flip 3, especificaciones

La ficha técnica del Galaxy Z Flip 3 es la propia de un smartphone premium, pero realizando sacrificios importantes en varios apartados para hacer posible su formato plegable tan ligero y compacto. Estos son los detalles completos:

  1. Pantalla: 6,7 pulgadas AMOLED plegable, FHD+ (2.640 x 1.080 px) a 120 Hz, con HDR10+.
  2. Pantalla secundaria: 1,9 pulgadas con 512 x 260 px.
  3. Procesador: Qualcomm Snapdragon 888, 8 núcleos hasta 2,84 GHz, fabricado a 5 nm.
  4. Memoria: 8 GB RAM + 128 GB o 256 GB almacenamiento UFS 3.1.
  5. Cámara trasera: 12 MP principal + 12 MP ultra gran angular.
  6. Cámara delantera: 10 MP.
  7. Conectividad: 5G SA/NSA y 4G, con SIM y eSIM, WiFi 6 (ax), Bluetooth 5.1 y NFC.
  8. Puertos y sensores: USB C 3.1 y lector de huellas lateral.
  9. Extras: resistencia IPX8 y doble altavoz.
  10. Batería: 3.300 mAh con carga a 25 W, inalámbrica a 11 W e inalámbrica inversa a 4,5 W.
  11. Sistema operativo: Android 11 con capa One UI.
  12. Dimensiones: 166 x 72,2 x 6,9 mm (abierto) o 86,4 x 72,2 x 15,9-17,1 mm (cerrado).
  13. Pe so: 183 g.
  14. Precio: 1.059 euros (128 GB) o 1.109 euros (256 GB).

Compra: Samsung Galaxy Z Flip 3 (Fnac)

Compra: Samsung Galaxy Z Flip 3 (Amazon)

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Excelente fotografía, pero sin zoom óptico

Como es de esperar en un móvil premium de Samsung, el nivel fotográfico es muy alto, aunque la falta de espacio físico ha obligado a solo incluir dos cámaras en la zona trasera, además de la cámara selfie interior.

Un detalle interesante es que podremos usar las cámaras traseras para los selfies, pues la pantalla externa nos deja encuadrar la foto y aplicar algunos ajustes básicos en la toma.

Estos son los sensores de la cámara trasera que se incluyen:

  1. 12 MP: sensor principal, apertura f/1.8, Dual Pixel, estabilización óptica OIS y píxel de 1,4 µm
  2. 12 MP: ultra gran angular de 123º, apertura f/2.2 y píxel de 1,12 µm.

Por desgracia, echamos en falta un sensor teleobjetivo con zoom óptico, que en este rango de precios sería lógico tener. El espacio interior del Galaxy Z Flip 3 se ve limitado por la pantalla plegable, y sería complicado añadir las complejas lentes del zoom, pues comprometería más una batería que ya es demasiado pequeña.

Eso sí, al menos Samsung no ha incluido una tercera cámara de baja calidad por razones de marketing, como tantos móviles de gama media que montan sensores macro, monocromo o de profundidad sin apenas utilidad para presumir de 3 cámaras.

Veamos algunas fotos de ejemplo, comenzado por el sensor principal de 12 MP, que ofrece un buen rendimiento:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Respecto al sensor ultra gran angular, no se queda atrás, su nivel es tan bueno como el principal:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Esta toma con el sensor principal en modo noche queda resuelta de manera excelente, como era previsible en una cámara de este nivel:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Respecto al gran angular en modo noche, también hace un muy buen trabajo, Samsung no ha escatimado con la segunda cámara trasera:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Incrustada en la pantalla interior encontramos una cámara selfie de 10 MP f/2.4, con píxel de 1,22 µm, que usaremos en videollamadas y en las aplicaciones de terceros, que no pueden sacar selfies con la pantalla cerrada. Este es un ejemplo de sus capacidades en exteriores:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Este es un ejemplo de selfie en interiores con el modo estudio, capaz de simular una iluminación fotográfica profesional con bastante acierto:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Pantallas que siguen evolucionado

La renovada pantalla plegable de 6,7 pulgadas es la estrella del Galaxy Z Flip 3, y realmente es un panel AMOLED de alta calidad, con colores ricos, gran contraste y buenos ángulos de visión, algo que tampoco sorprende en Samsung.

Reproduce color HDR10+ y un elevado brillo de 1.200 nits que garantiza la legibilidad en exteriores. Además se refresca a hasta 120 Hz, es posible bajar la tasa a 60 Hz para ahorrar batería, o que el sistema decida la cifra ideal en cada momento (es decir, no se pueden mantener los 120 Hz siempre activados).

La ratio de 22:9 no nos ha acabado de convencer, la pantalla no resulta demasiado grande, pero a veces cuesta llegar a la parte superior al colocar una pantalla tan panorámica en vertical.

La doblez de la pantalla es perceptible desde el primer día y, aunque no sabemos hasta qué punto se agravará, desde luego solo puede ir a peor. Eso sí, la doblez no es molesta en la mayoría de usos, apenas se nota al tacto y Samsung afirma que el panel aguanta 200.000 cierres sin dañarse tras haber aumentado su resistencia en un 80%.

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

También la pantalla exterior ha mejorado, ahora alcanza un respetable tamaño de 1,9 pulgadas (512x 190 px) que permite realizar bastantes acciones sin abrir el Galaxy Z Flip 3. Además del reloj, podemos ver las notificaciones, cambiar a vibración o silencio y utilizar Samsung Pay.

Mediante esta pantalla secundaria podremos sacarnos selfies usando las cámaras principales (aunque sin acceso a todos los modos) y utilizar una serie de widgets bastante útiles: música, calendario, tiempo meteorológico, alarmas, grabador de voz y Samsung Health (fitness).

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

En el Galaxy Z Flip 3 tenemos dos altavoces con buen sonido, el volumen no es muy alto, pero la calidad es más que digna, sin distorsión y equilibrado. Uno se ubica en el canto inferior y el otro junto al auricular de llamadas. Este último tiene algo menos de potencia, pero sin una diferencia tan grande como hemos visto en otros móviles.

Snapdragon 888: rendimiento de primer nivel

Al mando del Samsung Galaxy Z Flip 3 se coloca un Qualcomm Snapdragon 888, el procesador más puntero del fabricante, que ofrece un rendimiento de muy buen nivel, aunque llegando a calentar bastante la trasera del móvil cuando hacemos un uso intensivo de él.

Repasemos el hardware interno del Samsung Galaxy Z Flip 3:

  1. Qualcomm Snapdragon 888 como procesador, de 5 nm con 8 núcleos (1 x X1 a 2,84 GHz + 3 x A78 a 2,42 GHz + 4 x A55 a 1,8 GHz).
  2. Adreno 660 como tarjeta gráfica.
  3. 8 GB de memoria RAM.
  4. 128 GB o 256 GB de almacenamiento UFS 3.1 (no ampliable).

Hemos pasado la prueba de rendimiento GeekBench, que obtiene 1.110 puntos usando un núcleo del procesador, 3.569 puntos con todos los núcleos y 4.651 puntos con la unidad gráfica:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Aunque el Galaxy Z Flip 3 no parece pensado para el gaming, su potencia nos permite jugar a títulos 3D avanzados de forma fluida, con ajustes altos y sin ralentizaciones. Hemos probados juegos punteros como Fortnite o Genshin Impact, que han ofrecido un muy buen rendimiento.

La aplicación de Game Launcher nos deja gestionar el rendimiento, la grabación de partidas y sugiere nuevo contenido, quizá de forma demasiado publicitaria. También tenemos la barra de juego una vez entremos en acción, para modificar los parámetros clave.

Batería y carga deben seguir mejorando

En el interior del Galaxy Z Flip 3 encontramos una batería muy pequeña de apenas 3.300 mAh, cuando lo habitual en los móviles Android actuales es moverse en un rango de 4.000 a 5.000 mAh.

Por desgracia, el formato plegable obliga a este sacrificio, pues la bisagra ocupa mucho espacio que hay que restar a los demás elementos. Incluso se ha dividido la batería en dos partes para aprovechar mejor el espacio en la parte superior e inferior del teléfono.

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

La carga por cable a 25 W es solo correcta, pues desde los graves problemas del Galaxy Note 7 en Samsung se ha priorizado la seguridad sobre la velocidad. Adicionalmente disponemos de carga inalámbrica a 11 W e inalámbrica inversa a 4,5 W, de nuevo cifras bajas.

Por último, en el paquete de venta no viene el cargador, así que debemos conseguir por nuestra cuenta uno que alcance esos 25 W (es decir, un cargador antiguo quizá no aproveche la carga rápida al máximo).

Android 11 adaptado al formato plegable

Al mando del Galaxy Z Flip 3 tenemos Android 11 bajo la capa de personalización One UI 3.1.1 de Samsung. Incluye las habituales modificaciones visuales, de interfaz y apps adicionales, junto a una serie de optimizaciones para la pantalla plegable bastante interesantes.

El aspecto de One UI no ha cambiado demasiado, sigue siendo una capa de personalización bastante invasiva, aunque ahora muchas apps preinstaladas se pueden eliminar. Este es su aspecto:

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Ningún otro fabricante tiene un móvil de este formato en el mercado, así que ha adaptado Android 11 a sus peculiaridades. En concreto, cuando tenemos el Galaxy Z Flip 3 semicerrado algunas aplicaciones se adaptan al denominado modo Flex.

Por ejemplo, la cámara muestra la previsualización en el panel superior y los controles en el inferior, y YouTube reserva también la zona de arriba para el vídeo. Desde el apartado de Samsung Labs en los ajustes podemos forzar el modo Flex, en este caso en la zona inferior aparece un panel fijo con configuraciones de brillo, notificaciones, volumen, captura de pantalla y control de la reproducción.

Imagen - Samsung Galaxy Z Flip 3, análisis con opinión y precio

Recordemos que la bisagra se puede fijar en cualquier ángulo de 0º a 180º, y esto permite colocar el Galaxy Z Flip 3 sobre una mesa u otra superficie para tener las manos libres mientras realizamos una videollamada, vemos un vídeo u otras tareas.

Una evolución por la senda correcta

El renovado Samsung Galaxy Z Flip 3 es una clara evolución en los plegables y un móvil muy atractivo, sencillo de llevar en cualquier bolsillo, con acabados premium, una estética sofisticada, mucha potencia y una pantalla de calidad, todo ello por un precio que parte de los 1.059 euros.

Ahora bien, debemos valorar si las ventajas de su formato plegable nos compensan frente a los inconvenientes, que los tiene: una batería pequeña, una cámara de gran calidad pero sin zoom óptico y un panel cuya doblez no pasa desapercibida a la vista.

El Galaxy Z Flip 3 es un smartphone único y con peculiaridades, que es difícil recomendar de manera contundente, pero que innegablemente convencerá a determinados perfiles de usuario, así que la clave es analizar sus puntos fuertes y débiles para decidir si se adapta a nuestras prioridades.

Compra: Samsung Galaxy Z Flip 3 (Fnac)

Compra: Samsung Galaxy Z Flip 3 (Amazon)

Puntos fuertes del Samsung Galaxy Z Flip 3 en nuestra review

  1. Un formato plegable único, cómodo y atractivo.
  2. Bisagra mejorada, más sólida y duradera.
  3. Acabados premium en aluminio y vidrio con diseño sofisticado.
  4. Excelentes cámaras.
  5. Mucha potencia gracias al Snapdragon 888.
  6. Pantalla principal de alta calidad, pantalla secundaria más grande y útil.
  7. Reducción de precio importante frente a la anterior generación.

Puntos débiles del Samsung Galaxy Z Flip 3 en nuestra review

  1. Batería escasa de solo 3.300 mAh.
  2. Sin cámara teleobjetivo (zoom óptico).
  3. La doblez de la pantalla es visible, y la ratio 22:9 a veces es demasiado alta.
  4. Lector de huelas lateral, no en pantalla.
  5. Carga bastante lenta, con un máximo de 25 W.
  6. Diseño muy resbaladizo.

Nuestra valoración

  1. Diseño: 9
  2. Pantalla: 9
  3. Hardware: 9
  4. Autonomía: 6
  5. Cámara: 8
  6. Software: 7
  7. Precio: 8
  8. Puntuación global: 8

10 mejores móviles de Samsung para comprar en 2021

En este artículo hay enlaces por los que recibimos una pequeña comisión por cada compra, pero esto no tiene coste extra alguno para ti. Esto no repercute en nuestras recomendaciones, que son siempre independientes y objetivas.
Sobre el autor
Miguel Regueira
miguelregueira | LinkedIn

Geek de nacimiento, amo la tecnología, las redes sociales y los gadgets. Aficionado a los LEGO (¡nunca me digas que son para niños!), a los videojuegos y a todo lo que despierte mi curiosidad. Escribir para mí es como respirar, una necesidad constante.

Ver Comentarios