¿Es real el estafador de Tinder? No es verdad todo lo que ves en Internet

¿Es real el estafador de Tinder? No es verdad todo lo que ves en Internet

El contenido streaming se ha convertido en la nueva televisión y la idea de este producto es hacerte ver lo que tienen porque es su forma de vender. Cabe preguntarse ¿es real el estafador de Tinder?, aunque Netflix nos dice que así es, en esta investigación intentaremos encontrar la verdad tras el exitoso “documental”.

Al menos, el personaje central y despreciado por sus actos en la producción de Netflix existe realmente y se trata de Simon Leviev, que tiene un nombre real y es Shimon Yehuda Hayut. Este personaje se hacía pasar por el hijo de un multimillonario del mundo de los diamantes para engañar a sus víctimas en todo el mundo y su centro de operaciones, como sabemos era Tinder.

Lo cierto, es que aunque este personaje logró engañar a varias mujeres, el documental muestra a tres que fueron víctimas y decidieron pasar del anonimato para aparecer en la producción. El documental ya acumula más de 65 millones de horas de visualización en todo el mundo en las pocas semanas desde su estreno.

Netflix por fin permite eliminar de "Seguir viendo"

Esta producción está hecha para triunfar, ya que tiene la suma de muchos elementos para atrapar la atención de las personas: dinero, conspiración, sensualidad y hasta un poco de morbo por el mal del otro… una novela muy bien condensada, entonces ¿realmente todo esto sucedió así? ¿Fue una producción muy bien pensada?

Simon Leviev: un nuevo "influencer"

Imagen - ¿Es real el estafador de Tinder?

Parece que Netflix logró el efecto, ¿contrario?, a lo que quería con este documental. Las víctimas comenzaron un largo proceso de investigación junto a periodistas para dar con el paradero de Simon Leviev y hacer que pague por sus crímenes; sin embargo, ya sabemos que fue muy poco lo que le tocó responder ante la justicia.

Aunque la exposición en Internet y los medios le hizo ganar el odio de muchos al israelí Shimon Yehuda Hayut, hoy en día es toda una oscura celebridad y perdió su cuenta en Tinder claramente. Sin embargo, Cada minuto que pasa aumenta su cuenta en Instagram y tiene previsto un video que lanzará en su canal de YouTube para contar su “verdad”.

Ese video, como muchos de los videos que lanzan los “influencers” con historias exageradas y que atrapan la atención de los seguidores tienen un único fin: producir dinero.

Sabemos que YouTube paga por la publicidad que pueda colocar antes y durante un video que tengas en tu canal, así que imagina por un momento los millones de reproducciones y las horas de reproducción que tendrá ese video… Significará miles de dólares para la cuenta bancaria del estafador de Tinder.

Este personaje sigue libre, con una vida que muestra con aparentes lujos, como muchos otros que hacen esto en las redes sociales con el objetivo de atraer personas para que sientan la necesidad de llevar esa vida y por ello admirar lo que publican. En el fondo, esto que admiran las personas es lo que quisieran también tener y realmente no imaginan que todo no es más que una mentira muy bien organizada.

El estafador de Tinder tiene un aparente trabajo como consejero de negocios y es que al parecer esa es la manera en la que se gana la vida, pero no hay pruebas reales de que este sea su negocio. Más allá de las imágenes con ropa cara, vuelos privados y copas de champán que muestra en sus publicaciones en la segunda cuenta de Instagram, no hay forma de que se pueda conocer realmente cuál es la realidad económica de Shimon Yehuda Hayut.

Actualmente, este sombrío personaje ha desarrollado una entrada adicional de dinero, producto de su inesperada fama gracias a Netflix. A través de la plataforma Cameo envía mensajes y videos personalizados diciendo el nombre de quien obtiene el saludo, recibiendo por ello pagos entre 200 y 1.400 dólares.

Los falsos influencers

Imagen - ¿Es real el estafador de Tinder?

Las personas tienen el falso concepto de que una persona con miles de seguidores es ya un influencer; de hecho, se piensa que una cuenta de Instagram con tres mil seguidores ya se puede considerar un influencer y lo cierto es que hay toda una operación de personajes falsos tras estas cuentas y que pretenden ganar dinero con ello.

Hay muchas formas para detectar los falsos influencers, sin embargo, vamos a establecer una lista que nos permite identificar a simple vista una cuenta de alguien que no es real o que ha llegado hasta allí sin ningún tipo de esfuerzo orgánico de contenido.

  1. Bots automatizados: Estos personajes pueden contratar bots automatizados para dar respuestas e interactuar con todo lo que publican, de esta manera se puede tener la idea de que hay movimiento real en sus perfiles de redes sociales.
  2. Compra de seguidores: El objetivo de la compra de seguidores es que puedas mostrar un perfil con “comunidad” pero es fácilmente identificable, porque si ves una cuenta de Instagram con cien mil seguidores, pero con unos seis Me gusta y apenas un comentario en un post, ya es sospechoso.
  3. Efectos virales: Una cuenta que crece por un hecho viral, como es el caso del estafador de Tinder, no implica necesariamente que sea un verdadero influencer. Esta persona consigue crecer en números por el interés temporal de quienes quieren conocer detalles más allá de lo público sobre alguna historia como es este caso. Pero no habrá el interés real por interactuar con el contenido y más aún sería dañino a largo plazo para cualquier marca o personas involucrarse con este tipo de perfiles volubles.

En conclusión, el estafador de Tinder es una persona real, pero también es un personaje que Netflix ayudó a construir y que supo aprovechar el momento para sacar todo el provecho posible, así seguir haciendo lo que más le gusta: conseguir dinero fácil.

¿Netflix está cerrando cuentas compartidas?

Apps gratuitas que debes instalar en tu móvil

Sobre el autor
Henry Pinto
@SoyHenryTech | LinkedIn

Periodista, amante de la tecnología y de cualquier gadget curioso. Usuario Android desde siempre, aunque también me gusta iOS y escribo para contar mis experiencias en el apasionante mucho tech.

Ver Comentarios