¿Qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync?

Por Miguel Regueira |

Es posible que te preguntes qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync, dos tecnologías utilizadas en tarjetas gráficas y monitores. Sus nombres suenan a "sincronización", que justo es lo que ofrecen a los aficionados a los videojuegos.

Los monitores normales suelen mostrar 60 o 75 fotogramas por segundo de forma fija, sin que puedan cambiar esa cifra. Algo que no es un problema en muchos entornos, pues un navegador web o un documento de Word no exigen tanto del ordenador como para que no mantenga esa tasa de imágenes.

Razer Raptor, el monitor gaming con refresco a 144 Hz y HDR

Los videojuegos, en cambio, exigen mucho a nivel visual, y la fluidez es clave. Gracias al uso de Nvidia G-Sync y AMD FreeSync el monitor muestra los frames por segundo que genera la gráfica en cada momento: si en un escenario complejo el juego baja a 47 fps, exactamente eso muestra el monitor.

Imagen - ¿Qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync?

Definir qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync resulta bastante sencillo, pero hay que profundizar más para entender qué ventajas aportan y por qué se han creado. Y el primer paso es conocer los problemas gráficos que llevaron al mundo del gaming a abrazar estas soluciones.

Tearing, stuttering y latencia: el origen de todo

Si tenemos un monitor convencional a una tasa fija de 60 fps por segundo y el juego va 50 fps hay que dividir el tiempo que se muestran en pantalla las imágenes. Como el monitor no puede cambiar su tasa de fotogramas y la división casi nunca será exacta, algunos frames pasarán más tiempo en pantalla que otros.

¿Qué es AMD Enhanced Sync y Nvidia FastSync?

Si el juego no exige tanto y sube a los 80 fps (por poner un ejemplo) veremos cómo los fotogramas se agolpan en pantalla. El resultado se denomina tearing, un efecto que genera "cortes" horizontales en la pantalla, con una parte mostrando un fotograma y otra parte mostrando el siguiente, como en este ejemplo:

Imagen - ¿Qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync?

Una solución al problema del tearing es el V-Sync, que pone un tope superior a los frames por segundo. Por desgracia, eso disminuye la velocidad de respuesta al jugar y, si en un momento dado los frames por segundo bajan de la tasa esperada, surge el stuttering, una especie de microparones.

Nvidia G-Sync y AMD FreeSync, misma solución con nombre diferente

G-Sync y FreeSync son tecnologías de refresco adaptativo que permiten que el monitor muestre en cada instante el mismo número de fotogramas que la tarjeta gráfica. Eliminan los defectos anteriores, y permiten disfrutar de los videojuegos con una gran fluidez y un tiempo de respuesta menor.

Nvidia GeForce RTX 2060: gaming con ray tracing e inteligencia artificial más asequible

La diferencia entre las tecnologías es el creador: G-Sync pertenece a Nvidia, que lo integra en sus tarjetas gráficas, y requiere un monitor compatible con un chip específico, algo que suele elevar bastante el coste. Poco a poco Nvidia ha comenzado a certificar ciertos monitores FreeSync para funcionar con el G-Sync de sus gráficas.

Imagen - ¿Qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync?

FreeSync es una tecnología de AMD, que a su vez integra en sus tarjetas gráficas. Sin embargo, FreeSync se basa en un estándar de DisplayPort, que no tiene coste implementar ni requiere un chip específico. Además, funciona en HDMI, así que muchos monitores (incluso muy económicos) incluyen FreeSync.

Aunque no es obligatorio, G-Sync y FreeSync se suelen ver sobre todo en monitores de 144 Hz o incluso 240 Hz, que es donde se les saca el máximo partido. En cualquier caso, si nuestro PC no tiene demasiada potencia y los juegos bajan mucho de los 60 fps, no nos compensará apostar por esta tecnología.

Lenovo Legion Y740 e Y540, portátiles con pantallas de 144 Hz y gráficas Nvidia RTX

Sin olvidar, claro, que los portátiles también están sumándose al refresco adaptativo, con ejemplos como el HP OMEN 15, que aparte de G-Sync tiene un panel de 240 Hz. En portátiles el fabricante se encarga de todo, pues buscará una pantalla y una tarjeta gráfica compatibles a la hora de configurar el equipo.

¿Qué es mejor? Nvidia G-Sync vs AMD FreeSync

Imagen - ¿Qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync?

Aunque a nivel técnico existen diferencias entre G-Sync y FreeSync, para el usuario son tecnologías casi idénticas. Además, el hecho de utilizar una u otra depende de si tenemos una tarjeta gráfica de Nvidia o de AMD, entre las que sí hay diferencias importantes.

Al final, el estándar que usemos depende de la gráfica que adquiramos, G-Sync y FreeSync son demasiados parecidos como para influir en la decisión. Lo que sí debemos tener muy presente es que necesitaremos un monitor compatible, y aquellos con G-Sync tienen un precio bastante superior.

Por último, hemos de mencionar que existen G-Sync HDR y FreeSync 2, que son evoluciones del mismo sistema, pero añadiendo soporte para HDR. Así se amplía la gama cromática y de brillo, lo que mejora la calidad de imagen, aunque tiene poco que ver con el objetivo original.

Ahora sabes qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync, unas funciones útiles en cualquier juego, pero sobre todo en títulos competitivos como Fortnite o Apex Legends, donde la velocidad de respuesta es clave para la victoria.

Asus ROG Phone: el móvil gaming con pantalla a 90 Hz y gatillos laterales

¿Sabías qué son Nvidia G-Sync y AMD FreeSync? ¿Crees que mejoran la experiencia en el gaming de forma decisiva?

Comentarios

Deja tu opinión o comentario. También puedes preguntar cualquier duda en el foro.