DisplayPort 2.0: características del estándar que lleva los monitores al 16K

Por Miguel Regueira |

Los cables son una de las partes menos atractivas de la tecnología, pero un estándar como el nuevo DisplayPort 2.0 supone mejoras importantes. Gracias a características como la mayor compresión o el aumento de la tasa de datos permitirá crear monitores de resolución 16K en el futuro.

DisplayPort 2.0 es el sucesor de DisplayPort 1.4a, y triplica la capacidad del estándar de 2016. Aunque la nueva velocidad de 77,37 Gbps es más de lo que necesita cualquier dispositivo actual, servirá de base para pantallas con resolución 16K (15.360 x 8.460 píxeles), realidad virtual o aumentada más avanzada y nuevas configuraciones multimonitor.

Entre las características técnicas de DisplayPort 2.0 encontramos las siguientes:

  1. 77,37 Gbps efectivos de transferencia de datos.
  2. Compatible con conector DisplayPort o USB-C.
  3. Soporta compresión DSC (sin pérdida de calidad a nivel visual).
  4. Panel Replay para actualizar solo la parte de la pantalla con cambios.

Es importante señalar que no solo los monitores con un conector DisplayPort aprovecharán estas ventajas. También funcionará en conectores USB Tipo C mediante el modo DisplayPort Alt Mode, que a su vez transmite el vídeo usando el estándar Thunderbolt 3 de Intel.

Resulta interesante el modo Panel Replay, que hace que la pantalla solo actualice las partes que cambian de un fotograma a otro. Por ejemplo, si estamos trabajando en un documento de texto, sin apenas cambios visuales, este modo permite ahorrar energía a la tarjeta gráfica.

Configuraciones multimonitor avanzadas

Los televisores 8K apenas comienzan a llegar al mercado, así que los monitores 16K (con 4 veces más píxeles) tardarán un tiempo en estar disponibles. Las características del estándar DisplayPort 2.0, sin embargo, no se limitan a un único monitor.

Gracias a sus nuevas prestaciones, podremos usar configuraciones multimonitor con resoluciones 4K y 8K, soporte HDR y tasas de fotogramas muy elevadas, añadiendo la comodidad de conectar solo el primer monitor al PC, y el resto conectarse entre ellos para transmitir la señal.

Las combinaciones son muchas, pero veamos algunos ejemplos:

  1. 16K (15.360 x 8.460 píxeles) a 60 fps con HDR.
  2. 2 monitores 8K a 120 fps con HDR.
  3. 3 monitores 4K a 144 fps con HDR.

Al contrario que HDMI 2.1, que está llegando a los primeros televisores, en DisplayPort 2.0 no hay novedades destinadas a mejorar la fluidez en el gaming, porque no son necesarias. Los monitores con FreeSync o G-Sync ya adaptan los fotogramas que muestran a los que genera la tarjeta gráfica usando el anterior DisplayPort 1.4a, así que no requieren mejoras.

VESA, la organización que ha definido las características de DisplayPort 2.0, estima que los primeros dispositivos compatibles llegarán a finales de 2020. Aunque no lo ha confirmado, es de imaginar que los cables actuales no serán compatibles, y también deberán actualizarse.

Las características de DisplayPort 2.0 son muy complejas a nivel técnico, pero en el día a día se traducirán en monitores de altas resoluciones hasta 16K, tasas de frames elevadas y soporte HDR, todo ello en un estándar que soporta el propio conector DisplayPort y también USB-C.

Review: Philips Momentum, el monitor 4K de 43 pulgadas con HDR

¿Qué opinas de las características de DisplayPort 2.0? ¿Crees que tardaremos mucho en ver cómo se aprovecha al máximo este estándar?

Comentarios

Deja tu opinión o comentario. También puedes preguntar cualquier duda en el foro.