Devolución de hasta 2 años y 10 años de garantía: la propuesta de Garzón

Devolución de hasta 2 años y 10 años de garantía: la propuesta de Garzón

El Ministro de Consumo, Alberto Garzón ha decidido poner en jaque a las empresas tecnológicas, pues se ha propuesto una ley que entraría en vigor el próximo 1 de enero en el que los productos tendrá hasta 10 años de garantía por el fabricante y un plazo de 2 años para su devolución. Sin duda es un gran golpe económico para las empresas, pero como ha dicho el Ministro será un protección para el consumidor.

Sin duda la opción de que tengamos en los productos un máximo de 10 años de garantía nos sirve para poder luchar contra la obsolescencia programada, algo que sabemos que es cierto y que las empresas fabrican sus productos con una "vida" útil, algo que no gusta al consumidor, pero que hemos aprendido a vivir con ello, por eso Garzón ha propuesto que podamos reparar nuestros productos en este plazo.

¿Qué es la obsolescencia programada?

Grandes almacenes y problemas de stock

La gran problemática que esto supone es que para la gran cantidad de productos que salen al mercado durante un año, en este período los fabricantes están obligados a tener un stock de materiales o piezas para reparar esos productos, pero imaginemos la cantidad de piezas que se deben tener y los grandes almacenes para guardar durante 10 años dichas piezas.

Sin duda esto supone también un gran gasto para las empresas, pero el objetivo es proteger al consumidor frente a lo que mencionamos más arriba, la obsolescencia programada de los productos electrónicos. Es cierto también que no son muchos los usuarios que poseen durante tantos años algún producto tecnológico, si nos referimos a móviles, tablets u dispositivos inteligentes, pero en el caso de productos como frigoríficos o televisores, sí podríamos tenerlos durante 10 años.

Devoluciones en los dos primeros años

El otro punto clave de esta reforma será la posibilidad de devolver los productos en los dos primeros años. Otro punto clave en el que dicho producto puede ser usado hasta que termine dicho plazo y podrá ser devuelto por motivo de disconformidad, esto significa lo siguiente.

Tal y como lo vemos es que con esta nueva ley el consumidor podrá utilizar un producto durante 2 años y antes de que termine dicho período, podrá ser devuelto por el simple motivo de que no está conforme con el producto. Seguro que habrá una letra pequeña tras todo esto, pero el Ministro se mantiene en que lo primordial es la protección al consumidor y a favorecer la economía circular.

Estas nuevas medidas pueden afectar seriamente a la sostenibilidad, porque alargar los ciclos de vida de los productos de este tipo implica que se necesiten más materiales y productos más contaminantes durante más tiempo. Y todo eso implica que se generen mucho más residuos cuando el plazo máximo termine.

11 consejos para alargar la vida útil del teléfono móvil

Vía: Voz Pópuli

Sobre el autor
Javier Moya
@JavichuMoya | LinkedIn

Técnico de Sistemas Informáticos, Preimpresión Digital y Diseñador Gráfico. Gamer de nacimiento, tecnología como forma de vida, si tiene un botón lo quiero. Fotógrafo amateur, pero en constante aprendizaje. Escribir para aportar conocimientos es la forma más pura de aprender.

Ver Comentarios