ChatGPT va a estancar Internet: cada vez más servicios se unen

ChatGPT va a estancar Internet: cada vez más servicios se unen

Creemos que ChatGPT va a estancar Internet ¿por qué?, pues la explicación podría darse con una palabra: un círculo. Lo cierto es que ChatGPT es una muy buena idea, una Inteligencia Artificial con datos de toda la historia, en un súper cerebro dentro de un entorno cerrado, puede dar información y ejecutar tareas, análisis y ofrecer alternativas o variables, según su conocimiento previo.

Pero la gran pregunta ante todo esto es ¿qué pasará cuando la información se agote?, lo cierto es que llegará un punto en el que ese contenido alojado en el cerebro de ChatGPT podría terminar y volver a ofrecer contenido, tal como puede ser en alguna de las versiones previas anteriormente entregadas a cualquier usuario.

Opera añade ChatGPT al navegador

Lo que ofrece hasta ahora ChatGPT

Esta Inteligencia Artificial tiene información actualizada hasta 2021, al menos hasta ahora, además se trata de un sistema cerrado, es decir, sus datos son limitados por no poder actualizarlos utilizando internet.

Con esto en mente, ya sabemos que se trata de una herramienta con un techo, sí, con mucha información, pero hasta un punto.

Veamos un ejemplo, digamos que le solicitamos a ChatGPT un ensayo de 500 palabras sobre la historia de la llegada del hombre a la luna. Por más sinónimos y por más que pueda modificar algunas palabras, lo cierto es que esta historia será siempre la misma y desde una misma mirada.

Esto crea un problema para la generación de contenido, porque si muchas personas lo utilizan, por ejemplo, para crear artículos informativos, es probable que comencemos a sentir que se tratan de plagios unos de otros. Esto ya está sucediendo.

Microsoft al ataque: millones de dólares inyectados para controlar el proyecto

En enero de 2023 se supo que Microsoft inyectó 10.000 millones de dólares a OpenAI, que es la firma detrás de ChatGPT, esto hace que Microsoft tenga un puesto a la cabeza del proyecto y gran control de su destino.

Al poco tiempo comenzamos a ver cómo se integraba ChatGPT a muchos de los productos de la empresa, desde Bing, el buscador de los de Redmond, pasando por Office con ChatGPT y más recientemente LinkedIn, la red social profesional, también de Microsoft.

Esto plantea un gran problema y son las repeticiones incesantes que comenzaremos a ver desde ahora. Microsoft Office con ChatGPT integrado hará que más personas se sientan tentados a dejar que la Inteligencia Artificial haga un poco, o mucho, de su trabajo y eso no será ningún problema en actividades rutinarias.

El problema muy grande comenzará con la creación de contenido, desde actividades y deberes escolares, hasta llegar a lo más alto, que pueden ser tesis de grados, publicaciones, revistas y hasta libros.

Sería una completa vergüenza encontrar un libro publicado sobre la caída del muro de Berlín, que tenga frases exactas a un ensayo publicado tiempo antes en línea, por algún estudiante de una universidad en Londres, por ejemplo.

LinkedIn y la IA: El mismo CV una vez, otra vez y otra vez

Sabemos que las personas crean perfiles en LinkedIn con miras a conquistar la mirada de los reclutadores, pero ahora ChatGPT entrará en el juego, con un botón de “Mejorar perfil” que probablemente hará cambios en tus descripciones, redacción, extractos y demás contenido que cuentan tu historia profesional, para que luzcan “mejor”.

Ahora bien, si tenemos 200 millones de desarrolladores web en el mundo y cuentan su historia en LinkedIn, ¿qué pasará cuando la Inteligencia Artificial meta sus narices en el asunto?, probablemente comencemos a ver perfiles repetidos, pero con diferentes nombres.

Esto, en lugar el proceso de selección, sin duda ofrecerá más dolores de cabeza, ya que simplemente no se sabrá qué es lo que realmente es de la persona y qué es un “complemento” de la IA.

Microsoft se deshace de su equipo de ética de la Inteligencia Artificial

Si todavía tienes dudas sobre lo que sucederá con la Inteligencia Artificial y los planes de Microsoft al respecto, entonces basta con mirar su más reciente decisión, salir de su equipo de ética de la inteligencia artificial.

Esta es una medida que toman para dar un camino más llano a los nuevos lanzamientos, sin las opiniones odiosas que puedan hacer que las cosas cambien el rumbo, o que se puedan tomar más semanas de lo que Kevin Scott o Satya Nadella esperan.

Todo parece ser una carrera de velocidad y no de resistencia, en este momento. El objetivo parece marcar como ganador al que anuncia primero, a cualquier costo, pero ese resultado podría ser bastante caro al final del camino.

Uno de los ejemplos más importantes sobre el papel del departamento de ética de Inteligencia Artificial tiene que ver con Bing Image Creator, una herramienta que emplea DALL-E para recrear imágenes empleando algunos parámetros de texto.

En ese momento, el departamento de ética planteó el peligro que esta herramienta podía representar para las ganancias de algunos artistas, al facilitar la posibilidad de que cualquiera pudiera copiar su estilo. Poco tiempo después llegó una demanda a Stable Diffusion por parte de Getty Images, a partir de un hecho relacionado con esta herramienta.

Queda claro que el problema del plagio indirecto podría entonces abrir una gran brecha, pero todavía más allá, llegará un momento en el que será imposible determinar quién es el verdadero dueño de la información, ya que existirán tantas versiones de la pieza original, que será verdaderamente complejo identificarlo.

Además, el plagio sería imposible atribuirlo a quien lo publica, aunque está asumiendo la autoría o las consecuencias, porque, en un principio, fue ChatGPT la que suministró la obra, así que, por lo tanto, no hay un propietario “legítimo” de la misma.

Windows 11 añade Bing con IA, sincronización con iOS y más

El peligro de contagiar a otros: Google añade IA en Gmail

Recientemente, se supo que Google sucumbió y finalmente ha incorporado Inteligencia Artificial en sus apps de ofimática como Docs, Sheets y Slides, pero también en Gmail. Esto significa que ahora un cerebro entrenado podrá escribir correos electrónicos por ti, algo que pudiera evolucionar mucho más… pero ¿hacia dónde?

Ahora, los usuarios de Docs podrán tener textos completamente escritos por la Inteligencia Artificial, sumarios, propuestas de ideas y resúmenes de contenido, algo muy parecido a lo que ofrece ChatGPT; pero un poco más peligroso, porque tiene acceso a Internet.

Al no existir una instancia que pueda prever los inconvenientes éticos, el uso de la Inteligencia Artificial puede llegar a límites nunca pensados. Todo esto, sin duda, hará que ChatGPT termine por estacar Internet, ya que no habrá una producción de contenido nuevo, que pueda nutrir la red y todo será reciclado.

Cómo tener ChatGPT en WhatsApp

  • Ver Comentarios