¿Qué programa de edición de vídeo elegir en 2020?

¿Qué programa de edición de vídeo elegir en 2020?

Es importante acertar al elegir un editor de vídeo, pues en estos programas podemos pasar muchas horas trabajando, y todo será más sencillo si el software nos ayuda. Afortunadamente, de cara a quien busque un programa de edición de vídeo en 2020 hay bastantes opciones.

Eso sí, la decisión no se reduce a escoger el "mejor" editor de vídeo, porque no hay uno que podamos colocar por encima del resto para todos los usuarios. Hemos de valorar nuestras necesidades, el tiempo que podemos dedicar al aprendizaje, hasta qué precio queremos gastar y si trabajaremos en movilidad o no.

Hay que pensar que, una vez escogido el editor, posiblemente lo utilizaremos durante años, así que hemos de meditarlo bien. En base a esto, vamos a ver las alternativas que nos da el mercado en 2020 para elegir una que nos ayude en nuestros objetivos:

Identifica tus necesidades

Imagen - ¿Qué programa de edición de vídeo elegir en 2020?

Antes de nada, debemos tener muy claro el uso del editor de vídeo. No es lo mismo crear contenido para un canal de YouTube personal que anuncios de vídeo para una empresa, grabar planos sencillos que añadir efectos especiales, trabajar en un ordenador de sobremesa que subir vídeos en movilidad sin apenas tiempo para la edición.

Si buscamos editores de nivel profesional, existen opciones como Adobe Premiere Pro, Vegas Pro, FilmoraPro o DaVinci Resolve, con muchísimas posibilidades, pues se utilizan incluso en superproducciones de Hollywood.

Ahora bien, llegar a controlar estos editores no es sencillo, así que para contenido menos ambicioso sería una buena idea optar por programas más fáciles de manejar. Opciones como Filmora9, el editor online Kizoa o los programas incluidos en Windows 10 y macOS.

Sería un error elegir un editor muy avanzado si no podemos dedicar suficiente tiempo a su aprendizaje, o si lo vamos a utilizar con una frecuencia reducida, que no compense el esfuerzo.

Determina tu presupuesto

Imagen - ¿Qué programa de edición de vídeo elegir en 2020?

Las diferencias de precios entre los programas de edición de vídeo llegan a ser enormes, y en 2020 siguen conviviendo dos modelos de pago: suscripciones con una cuota mensual o pago único al comprar el software.

Uno de los editores más completos es Adobe Premiere Pro, pero a muchos usuarios les echa atrás su coste de más de 24 euros al mes, sin opción a comprarlo de forma definitiva.

En el caso de Vegas Pro admite un pago único de 499 euros o pagar 12 euros al mes como suscripción. DaVinci Resolve tiene una versión básica gratuita, y por 269 euros permite acceder a los módulos adicionales.

Dentro de los editores profesionales, FilmoraPro ofrece un precio competitivo, de 89 dólares por un año de uso y de 149 dólares por una licencia de por vida.

En el caso de Filmora9, los precios van desde 11,99 dólares por trimestre a 59,99 dólares por una licencia vitalicia de pago único. También podemos optar a una suscripción de 99,87 dólares al año, que además del programa nos da acceso a Filmstocks, una amplia librería con efectos, sonidos, títulos, transiciones y mucho otro material útil.

Por supuesto, existen opciones gratuitas. Windows 10 y macOS traen editores incluidos, pero son muy sencillos, así que solo nos servirán para comenzar nuestro aprendizaje. También YouTube incluye un editor online propio, aunque demasiado básico para casi cualquier tarea.

¿Edición fija o en movilidad?

Imagen - ¿Qué programa de edición de vídeo elegir en 2020?

Si vamos a trabajar en movilidad y debemos publicar muy rápido el contenido (para redes sociales, YouTube, medios online...) una opción sería Adobe Premiere Rush, un editor para el móvil simplificado, que limita los resultados pero, a cambio, es más rápido.

En caso de que trabajemos al menos con un portátil, aunque sea en movilidad, las posibilidades se amplían. Por ejemplo, Filmora9 es un editor que ofrece un buen equilibrio entre prestaciones, sencillez de uso y rapidez.

Si tenemos una buena conexión a Internet y un portátil poco potente, también cabe optar por un editor online, siendo conscientes de que son más limitados que los programas nativos.

Con un ordenador de sobremesa, o un portátil potente (los llamados "workstation") tendremos libertad para optar por "pesos pesados" del estilo de Adobe Premiere Pro. Siempre considerando que un editor más profesional no significa que sea mejor, debemos escoger uno adaptado al uso real que le daremos.

En resumen, en este 2020 tenemos bastantes programas de vídeo para escoger, que cubren un amplio rango de necesidades. No hay un editor "correcto" para todo el mundo, pero sí opciones que se adaptan al tipo de contenido, conocimientos y presupuesto de casi cualquier usuario.

7 editores de vídeo para YouTube

¿Qué opinas tú? ¿Qué editor de vídeo escogerías para comenzar en este segmento en 2020?

Ver Comentarios