¿Vale la pena una PlayStation 4 o Xbox One refurbished?

¿Vale la pena una PlayStation 4 o Xbox One refurbished?

Quizá nos preguntemos si vale la pena una PlayStation 4 o Xbox One refurbished, pues una videoconsola es un producto bastante caro, que podremos comprar más barato en caso de optar por su versión refurbished en vez de una unidad completamente nueva.

Ya hemos explicado qué es un teléfono refurbished o reacondicionado, y el concepto es el mismo en una PlayStation 4 o Xbox One: una consola que ha sido usada anteriormente, pero que ha recibido un proceso de "puesta a nuevo", incluyendo el higienizado del producto y la reparación de cualquier problema funcional.

A veces puede tener defectos cosméticos menores, pero funciona a la perfección. Viene con los accesorios necesarios, empaquetado (aunque la caja suele ser específica) y su precio resulta más económico que un artículo nuevo. Un producto refurbished o reacondicionado siempre trae garantía, normalmente 1 año.

Así que una PlayStation 4 o Xbox One refurbished ofrece un descuento jugoso, que vale la pena considerar. La marca que puso de moda los productos reacondicionados fue Apple, volviendo más accesibles sus prohibitivos dispositivos.

Imagen - ¿Vale la pena una PlayStation 4 o Xbox One refurbished?

Pero una consola refurbished es mucho más aceptable que un iPhone, ya que no es algo que llevamos siempre en la mano. Unos pequeños arañazos en una PS4 debajo del televisor no van a molestar a nadie, y quizá ni siquiera se perciban.

La diferencia clave frente comprar una PlayStation 4 o Xbox One de segunda mano en apps como Wallapop o Vinted es que siempre compraremos a una empresa especializada, lo que da más seguridad, garantía en caso de problemas y un trato general más profesional.

Dependiendo de la promoción, el mando de las PS4 o Xbox One reacondicionadas es nuevo o también usado. Desde luego, resulta más agradable pensar que nuestro mando no lo ha manoseado otra persona, pero también hay que tener en cuenta que antes de volver a ponerlos a la venta se limpian de forma concienzuda.

Estos productos pueden proceder de devoluciones o reparaciones, pero nos ofrecen la misma calidad. Los fabricantes suelen otorgar 1 o 2 años de garantía en las consolas refurbished, y lo mismo ocurre en muchas las tiendas que las comercializan, como Amazon, GAME o Cash Converters.

En nuestra opinión, vale la pena optar por una PlayStation 4 o Xbox One refurbished o reacondicionada si estamos justos de presupuesto. Podremos ahorrar bastante dinero y recibir la misma experiencia.

Imagen - ¿Vale la pena una PlayStation 4 o Xbox One refurbished?

En algunos casos, ni siquiera son consolas usadas, solo procedentes de devoluciones, que han sido abiertas y probadas durante unos días antes de devolverlas a la tienda, así que están casi nuevas.

No muchas tiendas venden estas versiones, normalmente cadenas especializadas (Cash Converters, ReBuy, Cex, etc.) o grandes portales de Internet. Destacan Amazon Renewed e incluso la sección de reacondicionados de El Corte Inglés, pero no siempre disponen de unidades.

Con el tiempo, también PS5 y Xbox Series X y S tendrán versiones refurbished, a medida que crezca el stock. También comenzarán el plan renove de PS5 y el plan renove de Xbox Series X, que harán que lleguen al mercado muchas unidades de la anterior generación, entregadas por los compradores para obtener un descuento en las nuevas máquinas.

Por lo tanto, los productos reacondicionados suelen ser una buena alternativa. Resultan menos llamativos, pero una PlayStation 4 o Xbox One refurbished vale la pena, pues nos ofrecerá la misma diversión a un precio más barato.

Cómo configurar el mando de PS5 en Steam

Compra: PlayStation 4 refurbished (Amazon)

Compra: Xbox One refurbished (Amazon)

En este artículo hay enlaces por los que recibimos una pequeña comisión por cada compra, pero esto no tiene coste extra alguno para ti. Esto no repercute en nuestras recomendaciones, que son siempre independientes y objetivas.
Sobre el autor
miguelregueira | LinkedIn

Geek de nacimiento, amo la tecnología, las redes sociales y los gadgets. Aficionado a los LEGO (¡nunca me digas que son para niños!), a los videojuegos y a todo lo que despierte mi curiosidad. Escribir para mí es como respirar, una necesidad constante.

Ver Comentarios